miércoles, 29 de febrero de 2012

Trilogía Tatuaje, Libro II: Profecía, Ana Alonso y Javier Pelegrín

Hooola amigos! ¿Cómo os va todo? ¡Al fin terminó la semana de exámenes! Ahora dos días de fiesta, fin de semana y...más exámenes :/ La buena noticia es que al fin he podido terminar Profecía, y no porque no tuviese ganas, sino porqué no tenía tiempo, ¡y eso que sólo me quedaban 30 páginas! Para los que no hayan leído la reseña del primer libro, os diré que Profecía es la segunda parte de la trilogía Tatuaje. Para ver la reseña del primer libro pulsad aquí
Y ahora, sin más preámbulos....



 Titulo: Profecia
Autor: Ana Alonso y Javier Pelegrin
Editorial: Viceversa
Fecha de Publicacion: 14 de Octubre 2010
Coleccion: Tatuaje II
Tamaño: 15 x 21,5 cm
Paginas: 389
ISBN: 978-84-92819-36-2


Sinopsis:

«Con el último puñado de tierra que arrojéis a este pozo, sellaréis también el Libro de la Creación, y vuestros ojos no volverán a posarse en sus sombras. La casa de Kuril se extinguirá, y con ella el arte de cabalgar sobre el viento. De rodillas, la orgullosa raza mágica se humillará ante los hombres; sus ciudades serán arrasadas, la magia perseguida, los tatuajes olvidados. 
El crepúsculo de los clanes se prolongará hasta la llegada de la quinta dinastía, el último linaje de los reyes medu. El primer monarca de esta estirpe devolverá a los clanes la gloria perdida. Y, solo entonces, el libro se abrirá de nuevo».


Muchas cosas han cambiado desde que Erik murió en la Caverna Sagrada. Jana se encuentra en Venecia y la magia se ha repartido en el mundo, entre los humanos y los clanes. Jana se verá atrapada en una maraña de engaños y deberá poner en una balanza su ambición y su amor por Álex.

Opinión:


Argo ha sido capturado por los medu y lo único que solicita antes de entregarse a los guardianes, es poder hablar con Jana. Ésta, accede a la petición y, a sabiendas de que todo es seguramente una trampa, Jana y Yadia (el medu que capturó a Argo) escuchan lo que el ex guardián tiene que decir. Éste ante su sorpresa, lo único que les dice, es una dirección. A partir de ese momento, Jana será conducida a través de pistas y mensajes ocultos hasta la leyenda del Libro de la Creación. Mientras todas esas preocupaciones ocupan su cabeza, otros pensamientos nublan su corazón. ¿Por qué Álex la está evitando? ¿Por qué no contesta a sus llamadas? ¿Acaso se ha olvidado de ella?
Éste libro en mi opinión, ha sido mejor que el anterior, pero aún así no ha llegado al punto de excelente. Durante la primera mitad del libro hemos visto un poco más de lo mismo sobre lo que me quejaba del libro anterior,  pero a partir de la mitad, la tensión ha ido aumentando y mi opinión sobre los personajes ha ido cambiando radicalmente.
Antes de todo, he de decir esta vez la acción ha sido abundante durante toda la historia, y esta vez, se ha tratado muy bien el misterio, dejándote en muchas ocasiones con ganas de girar página más deprisa y enterarte de todo cuanto antes. Además, a partir de la mitad del libro, la forma en que se expresan los personajes mejora mucho.  Llega un momento en que sientes sus preocupaciones y ambiciones, deseos y miedos…es decir, que llegas a comprender sus acciones y el porqué se comportan así como lo hacen.
También los personajes en relación con el libro anterior, han mejorado considerablemente. Para empezar Álex, el cual, aunque esta vez no nos narre toda la historia, hay ocasiones en que vemos bien reflejados sus sentimientos por Jana (aunque esto solo a partir de la mitad, pues no entiendo como queriendo tanto como dice a Jana, al principio del libro, no le dirija la palabra durante una semana sin ningún motivo). 

 Del personaje que me quejé mucho en al anterior reseña fue de Jana. Por suerte, en este libro, es ella la que nos narra la historia, y aunque al principio es demasiado ambiciosa y no vela más que por sus intereses, poco a poco va cambiando, convirtiéndose en una persona frágil, pero encantadora, con la cual he llegado a vivir realmente su miedo y sus temores.
El personaje de David me ha vuelto a fallar un poco.  Esta vez no sea tan cabezón ni se ha centrado exageradamente en el tema del “Libro de la Creación”, y se puede ver el enorme potencial  como personaje importante que tiene, potencial que, desgraciadamente no le han dado la importancia que merecía.  Me ha llamado mucho la atención su arte y la forma tan apasionada en que habla de él. Espero que en el último libro cobre un poco más de protagonismo.
 Finalmente he de hablar de….llamémoslo Yadia. Al principio me resultó un personaje tonto y sin sentido, que estaba allí, pero como si no estuviera, y es que así, como si se tratara de un personaje secundario, poco a poco, escondido entre las sombras, se ha ido enterando de todo, e incluso ha estado presente en los momentos más claves de la historia. Además, se trata de un personaje muy misterioso, y me ha dado mucha rabia cada vez que se estaba a punto de descubrir más sobre él, pero luego no se decía nada. Por último, en este párrafo en el que hablo sobre los personajes, he de hablar de Erik. Sí, pues aunque esté muerto…no sé, he de destacarle. Ha sido el único personaje de la trilogía que por ahora, me ha robado el corazón.
A pesar de que ha habido muchas cosas que me han gustado, he de destacar dos cositas que no me han terminado de convencer:
Lo primero es la reacción de los humanos ante la magia. Empiezan a jugar con ella. Y ya está. ¿De verdad creéis que si los humanos de pronto tuviéramos poderes mágicos los usaríamos para cambiarnos de color el pelo o bromas por el estilo? Vale, puede que mucha gente sí, pero muchos más se aprovecharían y habría guerras, peleas, caos…cosa que no se ve en el libro, pues se muestra un mundo ideal, donde los humanos descubren la magia y solamente siente curiosidad por ella.
Lo segundo es algo que ya me molestó mucho en el anterior libro, y es la gran cantidad de mentiras que se van diciendo los personajes entre sí:


Y situaciones como esa se repiten muuuuuuchas veces a lo largo de la historia. A ver, si Jana y Álex se quieren, ¿por qué se están mintiendo todo el rato?
En cuanto al final… simplemente, inesperado. Totalmente. Cuando me quedaban 30 páginas, ha ocurrido algo con lo que pensaba que iba a finalizar el libro, pero no. Estos autores ya nos demostraron en el libro anterior que saben cómo mantener la acción hasta la última página, hasta tal punto, que tras leer el epílogo, he quedado  impaciente por comenzar Resurrección, el último libro.

PUNTUACIÓN...4/5!

Primeras Líneas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

"Sabes que has leído un buen libro cuando al cerrar la tapa después de haber leído la última página te sientes como si hubieras perdido a un amigo." Paul Sweeney