lunes, 29 de julio de 2013

Nubes de kétchup, de Annabel Pitcher

Este es un libro muy nombrado últimamente y, tras haberlo leído he de confesar que no sé a qué viene tanto revuelo.
Para empezar, a punto estuve de no leerlo, por culpa de ese título. "Nubes de kétchup". ¿Qué clase de título es ese? Y además, he descubierto que no tiene mucho que ver con la novela, sólo hace referencia a una pequeña escena sin importancia.
En fin, afortunadamente, el libro me ha gustado más que el título, porque sino, íbamos listos. Aquí va la reseña:

Título: Nubes de kétchup
Título original: Ketchup clouds
Autora: Annabel Pitcher
Traductora: María Díaz
Autoconclusivo
Editorial: Alevosía
ISBN:9788415608394
Nº de páginas: 276
Precio: 16 €

Sinopsis:
Zoe es una chica inglesa de quince años que oculta un terrible secreto. Llena de angustia pero también con una buena dosis de humor, Zoe comenzará a escribir cartas a un criminal llamado Stuart Harris, encerrado en el corredor de la muerte de una prisión de Texas. Piensa que solo alguien así, marcada al igual que ella por el secreto, la mentira y el asesinato, va a poder comprenderla.
Bolígrafo en ,ano, Zoe respira profundamente, come un sándwitch de mermelada de fresa y comienza su relato de amor y traición.
Por qué ese título...
- ¡Deja de jugar con la comida! - le dijo por signos mi madre.
- Son nubes - respondió Dot.
- Las nubes no son rojas - dijo por signos Soph.
- Es el amanecer - replicó por signos Dot, desafiante -. Porque en mi plato está amaneciendo. Y a la salchicha le parece precioso - le esculpió una sonrisa a la salchicha con el cuchillo.
- Vaya desastre - le dijo por signos mi madre.
- Pero es un desastre bonito - sonrió Dot. Le dio la vuelta a su plato para enseñárselo a nuestra madre. La salchicha estaba tumbada de espaldas, sonriéndoles a las nubes de kétchup.
Opinión:
Impresión: Normal

De nuevo, nos encontramos una narración no lineal. Zoe, el nombre en falso de la protagonista, ha cometido un crimen y llena de culpa, decide confesárselo todo mediante cartas a Stuart, un criminal con pena de muerte. Por eso, en sus cartas, de una sola dirección, Zoe intercala recuerdos del pasado y del presente.


Lo primero a destacar es el triángulo amoroso que surge entre Zoe y, atención, los hermanos Max y Aaron :O En mi opinión, la autora ha manejado con maestría los pasos de Zoe, de manera que esta puede mantener las dos relaciones al mismo tiempo que nos informa, de ese misterioso y horrible crimen.Aún así, los sentimientos está muy bien expresados, y son muy vivos. Además, las escenas amorosas derrochan ternura y de tanto que me han gustado, he echado en falta que hubiera más.

En cuanto a los personajes, comenzaré hablando de Zoe. He de admitir que estoy sorprendida por su actitud. ¿Cómo puede una adolescente convivir con una madre como la suya? Porque no puede ir al baño con ella, que sino... ¡Qué agobio! ¡Pero qué tía más controladora!

 En general, es una protagonista aceptable, que siente lo que se supone que debería sentir. Sobretodo, me han encantado las conversaciones "inteligentes" o más bien "raras" con Aaron. Me han divertido tanto que, al igual que me ha sucedido con las escenas amorosas, he echado en falta que hubiera más.

No sé si lo habréis notado, pero Aaron es mi personaje favorito. Me ha caído genial, y en cambio, a Max, le ha faltado algo. En teoría es el "guay" del instituto, pero solo demostraba ser un empalagoso borracho y, de vez en cuando, algo meditabundo. Además, le faltaba sentido del humor.

Un personaje, al que no se le puede llamar así, pero que aún así, me siento en la obligación de mencionar es Stuart, el preso. Pensaba que iba a responder a las cartas, de alguna manera, aunque no tuviera la verdadera dirección ni el nombre. ¡Por favor, le quedan días para morir y está encerrado en la cárcel! ¡Ni que tuviera mucho más que hacer! Además, tiene un blog (o algo así) donde publica poemas. No es imposible comunicarse con Zoe. Para eso, Zoe podría estar escribiéndolo todo en un diario y tan panchos.


Seguro que, tras haber leído las frases de la portada, y la reseña hasta ahora, puede que so preguntéis por el gran misterio, y si este es tan extraordinario como parece. Siento decir que no tengo planeado desvelarlo (sino, vaya gracias tendría el libro), pero os puedo decir que, tal y como pensáis, tampoco hay para tanto con el misterio, y que se adivina fácilmente.

El final ha sido esperado. Lo inesperado ha sido la última carta, escrita por Aaron al vacío. Sinceramente, eso, sobraba.

PUNTUACIÓN...3/5!

Primeras Líneas...

2 comentarios:

  1. Su anterior novela me gustó mucho...esta ya la tengo en casa así que la leeré jeje
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, he oído mucho hablar de "Mi hermana vive sobre la repisa de la chimenea" y todos coinciden en que es un buen libro. Estoy ansiosa por leerlo.

      Eliminar

"Sabes que has leído un buen libro cuando al cerrar la tapa después de haber leído la última página te sientes como si hubieras perdido a un amigo." Paul Sweeney