viernes, 22 de junio de 2012

Saga La llave de Tiempo, Libro VII: El Palacio del Silencio, de Ana Alonso y Javier Pelegrín

14.0x21.0cm.
Nº de páginas: 416 págs.
Editorial: ANAYA
Lengua: ESPAÑOL
Encuadernación: Tapa dura
ISBN: 9788466785013
Año edicón: 2009
Plaza de edición: MADRID


Sinopsis:


 Después de sus aventuras en Eldir, Martín y sus amigos viajan al Palacio del Silencio para liberar definitivamente a los condenados del planeta infernal. Allí encontrarán muchas de las respuestas que estaban buscando, pero también se enfrentarán a nuevos enigmas: ¿Qué se esconde detrás de la misteriosa vida que cubre el extraño mundo al que han llegado? ¿Quiénes son los hombres tatuados que lo habitan? ¿Y, sobre todo, dónde se oculta el poderoso y escurridizo Ixión?


Opinión:

Cacao Mental. Esa es mi impresión final, pero empecemos por el principio.
Tras liberar el cuerpo de todos los condenados al Eldir, es hora de liberar también sus almas…Por eso, Alejandra y los cuatro de Medusa, se encaminan al Palacio del Silencio, donde esperan encontrar respuestas a sus preguntas, aunque, realmente, encuentra mucho más que eso.
¿Y qué es y donde está el Palacio del Silencio? Pues no se trata de ningún Palacio imaginable, sino de la Puerta a otro planeta, un bello planeta llamado Zoe, que esconde un misterio más profundo de lo que cualquiera puede pensar a simple vista. El lugar, se encuentra atravesando el desierto de Sal, en el Eldir.
De aquí parte mi primera cuestión. ¿Por qué no atraviesan el desierto en coche, si tienen uno? Pues no, deben caminar hasta acabar rendidos, aguantar el hambre y la sed hasta encontrar alimento y agua, perderse en los espejismos hasta conseguir la cordura.
Ya aquí, con los espejismos, nos adelantan unos capítulos de pleno caos y confusión. Al principio, al entrar en Zoe, no es así, pero tras encontrar la rueda de Ixión, lugar donde se encuentra el banco de recuerdos, todo empieza a confundirse, difuminando por completo los límites entre la realidad y la ficción. Imágenes inconexas, personas inexistentes, situaciones dispares…
Esta parte la odié. Realmente, yo, anhelaba encontrar con presteza la respuesta las miles de preguntas que habían empezado a surgir tras cruzar la entrada de Zoe, pero estas páginas plagadas de confusión, no han hecho más que llenarme la cabeza de pájaros, llegando a tal punto en que ya no me fiaba de nada ni de nadie.
Por fin, tras varias páginas, esta situación desaparece, y para mi alivio…llegan las respuestas. ¡Sorprendente! Esa es mi reacción. No puedo creer la manera en que los autores han ido hilando el sentido de la historia. Yo había llegado a empezar a dudar de si realmente llegaría un momento en que todo quedaría claro, pero ¡así ha sido! Lentamente, todas las piezas han empezado a cuadrar, dejándome con menos preguntas (menos mal) que al principio.
Pero, sin ninguna duda, mi parte preferida ha sido la que habla de Zoe. Es una explicación tan lógica y convincente. Además el misterioso lugar me ha embrujado. Con sus maravillas naturales, su flora y fauna, su carácter…y una bonita historia del pasado que tiene tanta importancia como cualquier otra parte del libro.
En cuanto al final, aunque bastante inesperado, no menos espléndido que en los demás libros, pues a pesar de que en esta ocasión no haya demasiada acción, nos introduce hábilmente al último libro: el desenlace.

PUNTUACIÓN...3/5!
Primeras Líneas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

"Sabes que has leído un buen libro cuando al cerrar la tapa después de haber leído la última página te sientes como si hubieras perdido a un amigo." Paul Sweeney